Crónicas, Fotografías, Viajes

Londres

Aterricé en Londres sin ningún tipo de expectativa. Cero. Me habían hablado de Londres como una ciudad fría, sin mucho que ver y gris… Pues resultó ser todo lo contrario. Bueno, un poco gris y fría sí que es, pero ni el frío es malo ni el gris es un color feo.

Tanto era el descuido con este viaje, que ni si quiera había planeado el itinerario de lo que haríamos en una semana entera de estadía, exceptuando una visita al Natural History Museum y a Chinatown.  Esa obligación se la había dejado a mis primos, que para algo los íbamos a visitar.

Ellos nos hicieron sentir como en casa. Amabilidad en estado puro y atentos como nadie. Gracias primos: los amamos.

Pues como suele pasar cuando no planeas las cosas, todo salió mejor de lo que lo había imaginado (normal, teniendo esas expectativas). Londres resultó ser una ciudad muy animada, cosmopolita, verde, muy bien comunicada y donde las diferencias raciales o socio-económicas son casi nulas (o por lo menos yo no las percibí).

Ver personas de culturas y con fisionomías distintas caminar del brazo me produjo un orgasmo de felicidad. El “Open Mind” en estado puro. Fue maravilloso, no puedo decir más.

En esta entrada compartiré muy pocas fotos porque a diferencia de otros viajes, apenas utilicé mi cámara. Casi todas las fotografías tomadas fueron con el teléfono.

Volviendo al encanto de Londres… Frutas vendidas en un cesto con un precio de apenas un Pound, ardillas escalando todos los árboles de la ciudad, una noria (el ojo de Londres) que te deja boquiabierta, callejones con encanto, los famosos pubs que son la hostia… Londres lo tiene todo. Quedé maravillada. ¡Ah! Y en la zona en la que vivían mis primos (muy verde todo) habían una flora y fauna súper variada, tanto, que de las ventanas veíamos zorros y un montón de pajaritos como si de la película de Bambi se tratase. Un sueño.

Tanto me gustó, que ando planeando el regreso de aquí a unos meses.

Aquí les dejo las pocas fotos que tomé. En el Instagram compartiré más.

 

¡Gracias por leerme!

 

Milán S.R.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *